Oracion de la madre por los hijos en situaciones dificiles

La oración de una madre por su hijo

Nada nos hará sentir la motivación de ser la mejor versión de nosotras mismas como la carga y el desafío de la maternidad. Nuestro impulso es hacerlo bien porque nuestros hijos tienen sus ojos fijos en nosotros.  El amor de una madre refleja el de Dios: desinteresado, duradero e incondicional.  Además de la tarea de guiarlos a los pies de Dios, las madres están llamadas a vivir la compasión del Señor en la vida de sus hijos.

Esta es la promesa que experimentamos a través de Jesucristo. La historia del nacimiento de cada madre es tan única como las dos personas unidas para toda la vida en ese momento. Dios no llama a las madres a una vida de perfección abnegada, sino de humildad y sabiduría. Cuando nos centramos menos en nosotros mismos, nos convertimos en la mejor versión de nosotros mismos.

Te alabamos por los hijos. Ningún niño es puesto en el vientre de una madre por casualidad. Tú conoces cada vida, y en tu maestría nos tejes en los hilos únicos de la humanidad que estamos destinados a ser con tu gran amor antes de respirar nuestro primer aliento de aire terrenal. Padre, moldéanos en madres que reflejen el amor de 1 Corintios 13:4-7. Queremos honrarte en la forma en que amamos a nuestros hijos. Ayúdanos a ser pacientes, cuando las horas sean largas, la espera parezca imposible, y nuestras fuerzas nos fallen. Llénanos de bondad, cuando nuestro impulso de criticar nos abrume.

¿Cómo se reza por un niño con problemas?

Padre celestial, te ruego que mi hijo sepa que tú estás con él. Que descanse en tu promesa de que tomarás su mano y le dirás: “No temas; yo te ayudaré”. Que la seguridad de tus palabras lo tranquilice mientras lucha con sus estudios. Cuando te invoque, dale claridad de espíritu.

  Oracion de la santa muerte para casos dificiles y desesperados

¿Qué debe rezar una madre por sus hijos?

Bendícelos para que escuchen Tu voz por encima de todas las demás, y para que encuentren su propósito y sus pasiones a una edad temprana. Que nunca dejen de perseguirte a Ti y a los talentos y dones que les has dado. Ve delante de nosotros y perdona nuestros errores mientras hacemos todo lo posible por criar a nuestros hijos, Padre.

¿Cómo rezamos por nuestros hijos?

Podemos rezar para que nuestros hijos confíen en Dios, amen a Dios, amen y obedezcan la Palabra de Dios, confiesen sus pecados a Dios, adoren a Dios y estén en comunión con Dios todos sus días. Podemos orar para que el Señor les conceda humildad, sabiduría, discernimiento, honor, integridad, amor y gracia en toda la vida.

Oración de los padres por los hijos

Mi vida está al revés, amando a Dios.    El orden del mundo está fuera de lugar y no puedo hacer nada para enderezarlo de nuevo.    Oh, Señor, tú conoces el dolor de mi corazón en todo momento y sabes por qué: mi hijo ha muerto.    ¿Cómo puede ser que mi hijo amado se haya ido?    El niño que cuidé con tanta preocupación en cada enfermedad, el que llevé cerca de mi corazón y prometí cuidar toda la vida, ya no está aquí para que lo cuide. Me duele profundamente no haber sido capaz de proteger a este niño que amo con todo mi ser de una muerte que parece tan injusta.

Permíteme sentirme tranquila.    Déjame respirar profundamente.    Acompáñame en este tipo de dolor profundo y transformador.    Ahora llevo esta oscuridad conmigo en mi espalda y en mi corazón, siempre.    Es mi carga y mi compañera.

  Oracion de san judas tadeo para casos dificiles y desesperados

Señor, no hay ni un solo minuto de mi vida en el que esta pérdida no esté grabada tan intensamente en mi cerebro y en mi corazón, ya sea en medio de un día ajetreado o en esos momentos asfixiantes de dolor en la solitaria oscuridad de la noche.    Permítanme estar agradecido por cada minuto que tuvimos juntos. Permíteme atesorar esos recuerdos y encontrar la alegría en ellos.

Oraciones breves para las madres

Te pido que protejas a mis hijos a lo largo de sus días. Acójalos por detrás y por delante y pon tu mano sobre ellos (Salmo 139:5). No permitas que les ocurra ningún daño. Mantén a cada uno de mis hijos a salvo bajo tus alas y protégelos de cualquier complot que tenga como objetivo dañarlos o arruinarlos. Acércate a cada uno de mis hijos, Señor, rodéalos con tu favor como con un escudo (Salmo 5:11-12).

Te ruego que los protejas en todos los caminos que recorren; en su salida y en su entrada. Protégelos de las enfermedades de la mente y del cuerpo, de los accidentes, de los depredadores y de los malhechores. Unge a cada uno de mis hijos con tu favor y protección, dejándolos descansar con seguridad entre tus hombros (Deuteronomio 33:12).

Padre, mientras mis hijos caminan a través de sus días, te ruego que les des una dirección clara para hacer Tu voluntad, para que puedan permanecer dentro de Tu protección. Dales la sabiduría para saber cuándo deben alejarse de un daño potencial, tanto física como espiritualmente. Luego, ayúdales a alejarse valientemente de él. Que la sangre de Jesús ash sobre cada uno de mis hijos, cubriéndolos mientras caminan a través de este día y cada día de sus vidas. En el poderoso nombre de Jesús, Amén.

Oraciones para las madres con versos de la Biblia

Oraciones para hijos adultos y relación. El vínculo entre una madre y una hija es uno que debe ser valorado. Sin embargo, una relación madre e hija puede ser desafiante y compleja, debido a las etapas de la vida que enfrentan los niños. En cada etapa de la vida de su hija, la respuesta natural de una madre es que quiere seguir enseñando y nutriendo a su hija. Sin embargo, a medida que su hija sigue creciendo y desarrollándose, desean convertirse en jóvenes adultos, experimentar la vida, independizarse y desarrollar sus propias relaciones. Por ello, la oración de una madre por su hija es fundamental en cada etapa de su vida.

  Oracion ala virgen de la rosa mistica para casos dificiles

Este artículo pretende explorar las razones por las que debemos rezar por nuestros hijos y la importancia de la relación madre-hija. Este artículo también pretende esbozar cómo la oración de una madre por su hija puede proteger y animar a lo largo de la vida.

Vivimos en un mundo caído y se espera que criemos a nuestros hijos en una sociedad donde los valores son contrarios a la palabra de Dios. Vivimos en un mundo que quiere herir y destruir a nuestros hijos con la explotación sexual, la presión de grupo y las niñas han sido informadas por las imágenes sociales negativas de que tienen que tener un cierto tamaño y aspecto para ser aceptadas. Es por esta razón que necesitamos orar por nuestros hijos y cubrirlos en oración contra los planes y artimañas del enemigo que viene a matar robar y destruir. “El ladrón no viene sino para robar, matar y destruir…” (Juan 10:10).

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad