Oracion de he pecado contra el cielo y contra ti

He pecado contra ti mi señor

Señor Jesús, tú has abierto los ojos de los ciegos, has curado a los enfermos, has perdonado a la mujer pecadora y, después de la negación de Pedro, le has confirmado en tu amor.Escucha mi oración: perdona todos mis pecados, renueva tu amor en mi corazón, ayúdame a vivir en perfecta unión con mis compañeros cristianos para que pueda proclamar tu poder salvador a todo el mundo.

Padre de la misericordia, como el hijo pródigo, vuelvo a ti y te digo: “He pecado contra ti y ya no soy digno de ser llamado hijo tuyo”.Cristo Jesús, salvador del mundo, rezo con el ladrón arrepentido a quien prometiste el paraíso: “Señor, acuérdate de mí en tu reino”.Espíritu Santo, fuente de amor, te invoco con confianza: “Purifica mi corazón y ayúdame a caminar como un hijo de la luz”.

Por la gracia del Espíritu Santo, devuélveme la amistad con tu Padre, límpiame de toda mancha de pecado en la sangre que derramaste por mí, y resucítame a una vida nueva para gloria de tu nombre.

La recompensa por una injuria es una injuria igual (en grado): pero si una persona perdona y se reconcilia, su recompensa es debida por Alá: pues (Alá) no ama a los que hacen el mal. Pero si alguien se ayuda y se defiende después de una injusticia, no se le puede reprochar nada. La culpa es sólo de los que oprimen a los hombres y hacen el mal y traspasan con insolencia los límites de la tierra, desafiando el derecho y la justicia: para ellos habrá un castigo grave. Pero, en verdad, si alguien muestra paciencia y perdona, eso sería verdaderamente un ejercicio de voluntad y resolución valientes en la conducción de los asuntos.

  Oraciones para un ser querido que esta en el cielo

He pecado contra ti y sólo contra ti

Si decimos que no tenemos pecado, nos engañamos a nosotros mismos, y la verdad no está en nosotros. Si confesamos nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados y limpiarnos de toda maldad. Si decimos que no hemos pecado, lo hacemos mentiroso, y su palabra no está en nosotros.

Porque yo conozco mis transgresiones, y mi pecado está siempre delante de mí. Contra ti, sólo contra ti, he pecado y he hecho lo que es malo a tus ojos, para que seas justificado en tus palabras e irreprochable en tu juicio. He aquí que he sido engendrado en la iniquidad, y en el pecado me concibió mi madre.

“En aquellos días y en aquel tiempo, declara el Señor, el pueblo de Israel y el pueblo de Judá se reunirán, llorando al llegar, y buscarán al Señor su Dios. Pedirán el camino a Sión, con el rostro vuelto hacia ella, diciendo: ‘Venid, unámonos al Señor en un pacto eterno que nunca será olvidado’.

  Oracion para todas las mamas que están en el cielo

Por eso cercaré su camino con espinas, y construiré un muro contra ella, para que no pueda encontrar sus caminos. Perseguirá a sus amantes pero no los alcanzará, y los buscará pero no los encontrará. Entonces dirá: ‘Me iré y volveré a mi primer marido, porque era mejor para mí entonces que ahora’.

He pecado contra ti versículo bíblico

El arrepentimiento no significa simplemente dolor por el pecado. No. El hijo pródigo tuvo remordimiento y tristeza mientras alimentaba a los cerdos. Desesperado, dijo: “¡Cuántos jornaleros de mi padre tienen suficiente y de sobra, y yo perezco de hambre!” (Lucas 15:17). ¿Pero eso era arrepentimiento? Evidentemente, no. El pródigo dejó los cerdos y las cáscaras, y volvió a su padre. Le dijo: “Padre, he pecado contra el cielo y ante ti, y ya no soy digno de ser llamado tu hijo; hazme como uno de tus jornaleros” (Lucas 15:18-19).  Casi antes de que se diera cuenta, dos fuertes brazos de amor lo abrazaron, y el padre lo estrechó contra su pecho. ¡Eso es arrepentimiento! El significado de arrepentimiento en el Nuevo Testamento es “volver atrás”.

He pecado contra ti en pensamiento, palabra y obra

Aunque David había pecado contra Betsabé y Urías, consideraba que su pecado era principalmente contra Dios. Se refiere a su pecado como malo a los ojos de Dios. El pecado nunca pasa desapercibido a los ojos de un Dios santo. Como señala Hebreos 4:13, todo está “expuesto a los ojos de aquel a quien debemos dar cuenta”. Dios había ordenado claramente a Israel: “No matarás. No cometerás adulterio” (Éxodo 20:13-14). David había desobedecido a Dios al violar ambos mandamientos.

  Oraciones para un ser querido que esta en el cielo

David había cometido adulterio con Betsabé y había dispuesto que Urías fuera asesinado en el campo de batalla. Por lo tanto, había pecado principalmente contra Dios. Génesis 9:6 dice: “El que derrame la sangre del hombre, por el hombre será derramada su sangre, porque Dios hizo al hombre a su imagen y semejanza”. El asesinato, pues, viola la imagen de Dios. David reconoció que Dios es justo y que siempre emite un veredicto correcto en asuntos relacionados con el mal (Salmo 51:4). Reconoció que su destino estaba en manos de Dios, y que Dios haría lo correcto.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad