Oracion no te agites ante los problemas de la vida

Oración para deshacer la brujería

Por último, ¡suéltalo! Una vez que hayas orado y le hayas pedido ayuda a Dios, suéltalo y déjalo en manos de Dios. El final del versículo explica que la paz de Dios guardará nuestros corazones y mentes en Cristo Jesús. La paz que experimento una vez que he entregado mi problema o preocupación a Dios es como ninguna otra, porque ya no me quedo con el asunto. Cuando lo dejo ir, se lo entrego a Él completamente. Mi atención ya no está en la prueba sino en Jesús. El sentimiento de paz que sigue, sabiendo y creyendo que Dios está en control y que lo resolverá todo para Su gloria, no tiene precio.

Así que cuando las pruebas de la vida me golpean y siento que la ansiedad, la duda, la preocupación y/o el estrés se apoderan de mí, simplemente respiro; recuerdo todas las veces en el pasado en que Dios me ayudó a atravesar un momento oscuro, rezo; le digo a Dios lo que me preocupa y le pido que se haga cargo de la situación, y finalmente me suelto; le doy todas mis preocupaciones y ya no me preocupo por el asunto. Me gustaría decir que es fácil pasar por momentos difíciles y que manejo mis pruebas con gracia y fe, pero no siempre es así. Soy humana, y a veces mis emociones actúan primero, pero me apresuro a encontrar la paz en Dios a través de su palabra.

Oración 300 palabras

La ansiedad puede aparecer en cualquier momento. Vivimos en un mundo que nos ataca a diario con acontecimientos y situaciones que hacen surgir la preocupación y el pánico. La ansiedad, si no se aborda, puede aumentar lentamente hasta un nivel de pánico y miedo incesante. Aunque hagamos un buen trabajo ocultándolo y enmascarándolo, los sentimientos de ansiedad nos destruirán de adentro hacia afuera. Desde la incapacidad de concentrarse en las tareas hasta los ataques de pánico, Satanás utilizará la ansiedad para impedirle vivir la vida plena que Dios tiene para usted. Podemos combatir la ansiedad a través de la oración y echando nuestras preocupaciones en Dios.  No importa lo que esté enfrentando hoy y que le haga buscar la ayuda de Dios, tenga la seguridad de que Él puede darle una “paz que sobrepasa el entendimiento” (Filipenses 4:7) frente a los temores. Puedes comenzar a orar sobre tu ansiedad hoy y confiar a Dios el día de mañana. A través de la oración, puede entregarle la preocupación a Él, que lo ama, y saber que Él tiene un plan para todo en su vida. Lo mejor que puedes hacer cuando sientas que la ansiedad aumenta es llevarla a Dios en oración. Experimente el poder de entregar sus preocupaciones a Dios y reciba su paz.Aquí hemos reunido algunas de nuestras oraciones para la ansiedad para usarlas cuando sintamos que nuestras emociones empiezan a tambalearse. Manténgalas cerca de usted y ore en los momentos en que comience a sentirse abrumado.

  Oraciones comparativas de un elefante y una zebra en ingles

Oración para la curación

Llevo años intentando dominar el arte de la oración silenciosa. A veces mis intentos me encuentran mirando mis zapatos, pensando en el trabajo que debo hacer. Otras veces, cuando me acerco a la oración con el corazón abierto, puedo sentir que mi vida, mi actitud y mi perspectiva cambian con cada segundo que mantengo los ojos cerrados.

  Parte variable de la oración que se antepone al sustantivo

El silencio es difícil. Es confuso. ¿Qué es exactamente lo que se supone que ocurre mientras se está sentado durante largos y potencialmente incómodos períodos de tiempo? Todavía no estoy seguro de mi respuesta, pero puedo compartir algunas de mis experiencias.

En primer lugar, cada vez que entro en la oración silenciosa me cuesta bastante situarme. Pienso en el sinfín de tareas que hay que hacer en mi trabajo y en mi apartamento. Además, tengo proyectos especiales, publicaciones en el blog, vídeos y, lo que es más importante, personas con las que tengo que conectar a lo largo del día. Mi mente nunca se apaga, a no ser que ponga el pie en el suelo y diga: “Ya es suficiente”. Entrar en la oración silenciosa requiere trabajo. Requiere disciplina y coraje para cortar todas las pequeñas cosas que distraen nuestras mentes y corazones para llegar a un silencio sagrado y productivo.

Oración para cada situación

Hace poco conocí a una mujer, llamada Judy, de Cincinnati, que me dijo que después de décadas de vivir con miedo y ansiedad, ahora vive en un estado de paz, a veces una paz extática y celestial, todos los días. “¿Qué ha provocado esto?” le pregunté.

Respondió: “Una novena especial que rezo cada mañana. Permítame contarle un poco de mi historia, para que comprenda mejor el regalo que han supuesto para mí estas sencillas oraciones. Mi vida no ha sido nada bonita”.

Judy compartió entonces cómo creció en un hogar plagado de abusos. Su padre alcohólico, su madre contenciosa y sus siete hermanos podían ser “horribles”. Por ejemplo, una hermana, que era pelirroja, le cayó mal desde que nació, y Judy nunca pudo entender por qué. Finalmente, esta hermana mayor le dijo a Judy a sus ochenta años: “Siempre te he odiado”.

  Oraciones para antes y despues de leer la biblia catolica

“Porque nuestro hermano quería una hermana con pelo castaño, y entonces apareciste tú con tu pelo castaño. Y quiero saber qué diablos tiene de malo el pelo rojo”. Los celos desmedidos habían carcomido su alma durante setenta años. Judy añadió que esta hermana era más simpática que sus hermanos “que eran de los que ataban las colas de los gatos y les prendían fuego al culo”.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad